Sí, ciertamente esta película ha dado unas confusiones ya que la cronología de la saga galáctica es tan tanto caótica y que desde que fue adquirida por La casa del Ratón, muchos han elevado el grito al cielo ya que lo que se conoce como el universo expandido al dejar de estar dentro de la continuidad (canon) y que  es ahora que se viene a enmendar un poco el capote. Eso sí, debo reiterar que la presente película no es secuela de la entrega más reciente, sino que se ubica entre el episodio tres y cuatro de la ya mencionada saga de nuestro gordito amigo George Lucas.

Ya con la (pobre) introducción ya lista, creo que es necesario decir que ¿Cómo obtuvo la princesa esos famoso planos del que tanto hablaron en el cuarto episodio? Pues esta película da una aclaratoria sobre el tema, así como el hecho que ¿Quién fue el genio que dejó esa falla en los planos de la Estrella de la Muerte? Pues aquí conocemos  lo que motivó a hacer esa falla que ha estado de forma constante en ese ingenio mecánico.

Pues un ingeniero es obligado a trabajar nuevamente para el Imperio, aunque en todo ese ingeniero pierde a su esposa y su hija es recluida en un sótano y terminada de criar por un veterano de las guerras de los clones que es un tanto extremista, aunque las tensiones entre la alianza rebelde y el imperio comienzan nuevamente así como una carrera armamentística. Así que esta muchacha con algún que otro historial y su pandilla de partisanos deberán juntarse con un ex piloto imperial, quien tiene una parte de los planos de la mentada arma, con los archivos del mentado ingeniero así como con el poder que aun medio conservan en las esferas políticas para tratar de retener al Imperio.

 

Anuncios