And we are the law here

Archivo de la categoría: Reseñando Discos

Este disco tiene una muletilla en el título que reza de regreso a las raíces, si bien creo que ese pequeño dato que no lleva a nada es una pésima forma para comenzar una reseña, es bueno sacarlo a la luz pública ya que este es el segundo disco de una las bandas pioneras del subgénero llamado Trash Metal que se labrado su camino por sí misma.

Si me toca ponerme de alguna parte en esos feudos o disputas bizantinas sobre los que han dejado una huella profunda no solo en la historia del mencionado género, sino también dentro del rock pesado meto las manos en el fuego por la banda que creó Dave Mustaine para hacerle la competencia a la banda de la cual fue expulsado. Si bien no es la primera vez que aparece esta banda   en el blog, lo bonito es reencontrarlo y volverlo a escuchar.

Lanzado al mercado en el año de 2005, por el sello musical llamado Capital Records estamos ante una recopilación que resume todos los años de la banda así como las etapas que ha tenido a lo largo y ancho de su carrera musical. Lejos de perder su mordacidad, la banda sigue en pie de lucha con sus canciones de rock pesado que ponen a pensar. Si bien es cierto que a muchos de los metaleros pensar no es precisamente su fuerte, aquí tenemos una banda que protesta en contra de la guerra sin importar quien la comience y de la naturaleza conflictiva de los seres humanos. Desde el inicio es un recordatorio que lo que comenzó con furia, tal como comenzó esta banda, puede llevar muy lejos a quienes se sumaron al mentado proyecto.

Pero ¿A qué se debe esa muletilla? Pues que la banda quiso mirar atrás, ver ese camino que habían recorrido en el principio, para tener una idea de lo que estaban por enfrentar posteriormente.

 

See Your Space Cowboy

Anuncios

Honestamente, creí que este intento de reseña se vería mejor en la sección de finalizando con, pero debo reconocer que los artículos de reseñas musicales no están teniendo su mejor momento. Así que decidí que era cosa de reseñar un disco de Coltrane, uno de esos jazzistas que conocí gracias a la familia amarilla y que, según leí, fue una especie de amigo y rival del gran Miles Davis. Eso sí, otro aspecto interesante del presente disco es que fue recopilado y publicado de forma póstuma para el año de 1998.

Este disco nos da a conocer unas piezas que hizo este músico para el año de 1965, obras que ya habían salido con anterioridad en otros discos del músico. Aunque no sé si fueron durante aquellos años que comenzó su notoria rivalidad anteriormente mencionada; pero en lo personal si se nota algo muy interesante, que ambos músicos se influenciaron mutuamente y como me ha pasado ya anteriormente, le debo dar gracias a la familia amarilla por darme a conocer a este músico, creo que fue en ese episodio donde Lisa se pone a adoptar animales como loca y nombra a uno en honor a este músico.

Creo que la mejor experiencia de disfrutar este disco es ponerlo en tu reproductor más cercano y caminar por alguna ciudad que te permita hacerlo, como lo hice yo durante mi segunda visita a la gran manzana.


Las reseñas intermedias se visten de gala para recibir a la que creo es una de las bandas a la cual le he dedicado más líneas en mi blog, la singular banda del país del sushi, P5.

A diferencia de los muchos discos que he reseñado con anterioridad, no es un recopilatorio sino un verdadero disco de estudio lanzado al mercado en el año de 1997 y que, por la información que suministra la nada cuestionable (chiste) Wiki, no parece ser un disco que la banda mandó a hacer para tratar de tener algo que hacer en el complicado y fuertemente competitivo mercado estadounidense.

¿Eso lo hace especial? Pues la verdad, tiene matices interesantes la pregunta. Cuando comencé a escucharlo parecía material que podría usarse para una academia de modelaje o algún comercial de alguna tienda de topa fina como el Corte Ingles (cosa que realmente pasó) pero que, poco a poco, vuelve al sonido tan singular de la banda, demasiado desordenado para ser japonés así como muy alegre. Eso sí, quizás lo único que me pareció raro fue su extensión,   considero que es un disco mucho más largo en duración que los que previamente he escuchado de la banda y el hecho que se pongan a jugar con los géneros musicales y el ritmo es otro factor a sumar en la ecuación.

See Your Space Cowboy


No recuerdo quien o cuando me habló de esta banda de rock progresivo canadiense; si esa persona se pasea por el blog algún y lee estas líneas por favor recuérdame tu nombre, además que seguimos con las reseñas intermedias saltando de género musical, del jazz al rock progresivo.

Formada para el año de 1977 y con un estilo de rock progresivo totalmente diferente a lo poco que he escuchado del mencionado género (incluso suenan diferente a la banda compatriota llamada Rush) considero que merece conocerse, además que no tiene un sonido tan “complicado” como el de otras bandas que hace que uno deba considerar el asunto de darles una oportunidad.

El disco que reseño aquí es uno del tipo homónimo, aunque también es el primer disco que sacó al mercado la banda. Para el año de 1978. Honestamente y me atrevo a decir que tiene mucha influencia de la banda inglesa Súper Trampa y que tiene un sonido bastante sencillo para ser una banda de ese género del rock al que pocos aficionados le tienen aprecio, dado que es famoso por ser un género fuertemente asociado a gente virtuosa que tienen unas cuantas neuronas más funcionales que cualquier seguidor del rock pesado.

Es un disco extraño, quizás por el hecho de que es el primero de la banda. Pero esto no le quita méritos así como un hecho bastante singular, que puede servir como primer paso para conocer el rock progresivo y más banda de ese nevado país llamado Canadá.


Nuevamente el singular músico estadounidense del género del jazz llamado SUN RA hace gala por este blog. En esta oportunidad con el disco que debí haber reseñado por primera vez, pero decidí guardarlo para una mejor ocasión, es decir el primer trabajo que escuché del mencionado músico. Y con estas líneas, comienzo con las reseñas intermedias.

Lanzado al mercado en el año de 1966 bajo su propio sello disquero, el mencionado músico y la orquesta de jazz que ensambló por su cuenta y que en su momento, disco que contó con una singularidad, una producción bastante baja y que se dio a conocer mediante otros métodos, para a época fue normal adquirirlo vía correo, conciertos o por medio del relanzamiento que hizo en su momento una publicación dedicada al género del jazz.

Si te gusta la ciencia ficción no importa el medio en que se encuentre, un jazz que parece ser el padre de esas tonadas que aparecieron en obras tales como COWBOY BEBOP o te preguntabas cuales eran las influencias del jazz en series como las de Tom y Jerry en días pasados, solo debes de buscar aquí y en concreto en este disco, ya que buena parte de las dudas serán resultas. Y si quieres considerar de nuevo lo mucho que combina la mezcla de jazz con el género arriba mencionado, aquí se hace totalmente efectiva.


El año pasado tuve de visita en mi casa a un primo, a quien tenía un buen rato sin ver. Cuando me dijo que había conseguido el disco de reciente salida (salió al mercado para el año de 2012) de la banda británica Pink Floyd, una de las bandas que considero pioneras dentro de ese extraño género llamado rock progresivo.

La mencionada banda no es ajena en este pequeño rincón de la red de redes, pero el presente disco, que suena tan maduro como los integrantes que le quedan, aunque es raro, es un disco que es instrumental y que en muchas partes rememora toda su carrera. No es para menos, el disco se hizo con sesiones que tuvo la banda después de uno de sus últimos discos de estudios, aunque han afirmado que realmente este trabajo marcará el cierre de su carrera.

Es un disco, el cual tuve que escuchar una segunda vez para poder hacer esta reseña y siento que debí escucharlo una tercera para hacerle justicia en la reseña; es uno de los discos más densos que he escuchado dentro del género del rock progresivo, ya que, suena diametralmente diferente a todos los discos de la banda que he escuchado con anterioridad, suena como  si fuese  algo totalmente diferente, como el lado b de una producción o las sesiones de ensayo de estos virtuosos músicos.

See Your Space Cowboy


Comenzamos una nueva etapa del blog y ¿Qué mejor forma que con un disco de Jazz de uno de los músicos más influyentes del mencionado género? Honestamente debo agregar que soy un novato en este mundo, pero por lo que he leído sobre este trompetista, se trata de uno de los muchos iconos del género y que a lo largo de sus cincuenta años de carrera, siempre se mostró como un músico capaz de romper los límites del género que disfrutaba hacer. Ciertamente, cincuenta años de carrera es todo un logro, algo que demuestra que este señor no era cualquier músico.

Lanzado para el año de 1970 y en el formato de disco doble, el señor Miles propone en este disco un jazz si bien más personal , también es una obra que según los conocedores se trata de nada más y nada menos, que uno de los discos más notorios en el ámbito de rupturas de limites musicales del señor Miles. Aparte de trabajar con una orquesta conformada netamente por jóvenes músicos, cosa que parece bastante inusual. Aunque como punto extraño, encuentro el hecho que este disco haya sido el primer y único disco de oro del señor Miles.

Me recordó poderosamente a algunos discos de Pink Floyd, me atrevo a decir que posiblemente en cuanto al apartado instrumental, hay una notoria influencia de la obra de este señor en Pink Floyd.

Es un jazz completamente diferente al que habitualmente se escucha, es prácticamente un poco más accesible ya que se nota que presenta un componente de rock a modo de fusión, quizás por eso también tiene un tono mucho más experimental y se siente también un poco más melódico.

See Your Space Cowboy



Instituto Mises Cuba

Economy and Freedom: Tu ne cede malis, sed contra audentior ito.

Fernando Díaz Villanueva

Política | Economía | Historia

El Criticón

Opinión de cine y música

Neuronaliberal

«El estado es la gran ficción por la cual todo el mundo busca vivir a costa de todos los demás.»

Blog de Jack Moreno

Un blog de Joaquín Moreno sobre recursos, literatura y ciencia ficción

Series Ciencia Ficción

Ciencia Ficción, Fantasía y Terror en TV

El liberal escandalizado

Escritos indignados y otras cosas

Punto de Vista Economico

"There is only one difference between a bad economist and a good one: the bad economist confines himself to the visible effect; the good economist takes into account both the effect that can be seen and those effects that must be foreseen." Frederic Bastiat

Death Detective Blog

Una pequeña cueva de reunión friki

Tomos y Grapas

Tu sitio de Cómics!

Caribe Libertario

La voz de la Libertad, desde el Caribe para el Mundo

Comic Play

Hablamos de tus intereses sin censura

Tomos y Grapas

Tu programa de Cómics

El Blog de Martín |x|

Notas, lecturas, apuntes e intereses...

Quiero ser presidenta

Politóloga y administradora publica en formación/UNAM/Pro la mujer/DDHH/Desarrollo sustentable/Seguridad pública.

Minerva de Terralba

Just a gal and her dreams

Logos Podcast

Pensamientos, Cyberpunk y Tecnología.

Cautivos de un Sistema

Just another WordPress.com site

El Mundo de Shiku

THE WordPress.com weblog

Don Charisma

because anything is possible with Charisma

ComicCriticon

ComicCriticon es un Blog de criticas y valoraciones sobre cómic y manga

Historias Siniestras

Escritores, Cuentos y Poemas Macabros

David Gaughran

Let's Get Digital

Vegeta Rukawa's Corner

Un blog sobre... no sé, lo que se me ocurra escribir ^^

Western Corner

Dos Pistoleros, un blog y muchas opiniones

Komic's Custodies Klub's Weblog

Viaja entre Universos

Todo y nada

Welcome to my world

Bloguionistas

La voz de los guionistas en castellano

The pfff blog

Nuestra misión en la tierra es descubrir nuestro propio camino. Nunca seremos felices si vivimos un tipo de vida ideado por otra persona.