Foto riendo y en la capital con la comadre

20130329_120553

Anuncios

Esa singular estatua

imagen-486.jpg

Una foto Marty Mcfly

Imagen 209

Lupin the Third Green vs Red

Sacada al Mercado para el año de 2002 y una de las muchas entregas de lo que se ha convertido en una de las franquicias anime más conocidas, creada en conmemoración a los cuarenta años del personaje, para mí es una película del famoso ladrón muy diferente.  Adicionalmente debo agregar, que esta va a ser la última reseña en este apartado, ya que creo que es tiempo de darle un poco de gas a la sección que le dará suplencia a esta, así que antes de la reseña en cuestión, se van a tener que soportar unas cuantas palabras de mi parte.

Creo que ha pasado bastante tiempo desde que esta reseña fue hecha y debo admitir que, al momento en que escribo este adicional, no tengo mucho que publicar. Pero me pareció muy importante darle cierre a esta apartado, quizás sea bueno esto de darle cierres a ciertos ciclos, uno que debió haberse cerrado hace ya tiempo.

Y en esta aventura nuestro ladrón de guante blanco, así como su némesis, deberán hacer frente a algo más que a una invasión de clones del ladrón que están azotando el globo, al mismo tiempo a un plan macabro que se esconde en el edificio de un extraño ejercito de civiles de reciente instalación en el país del sol naciente; y si a eso le sumamos un extraño asesinato y la supuesta gema llamada el cubo de hielo estamos ante una un gran robo y un misterio que están demasiados unidos para ser verdad.

La película no se centra mucho en el ladrón, sino en sus copias pero muy en especial en una y si bien es una historia atrapante, los pasajes un tanto cubistas (por decirlo de alguna forma) la hacen una entrega un tanto apartada del resto, pero altamente recomendable.

Lenny Kravitz greatest hits (2000)

El presente músico lo conocí cuando aún MTV era un canal musical y si bien debo admitir que nunca me compré un disco suyo en aquellos días (cuando se podía), siempre me quedé con las ganas de comprarme uno; aunque creo que uno amigo si tuvo la oportunidad así como el hecho que era de uno de los pocos músicos dentro del género del rock que era del agrado a otro conocido y que, no nos hagamos los tontos, su estilo retro tiene un gancho innegable y que sabe a llegar a mucha gente así como el hecho que sigue esa estela dejada por grandes, más allá del hecho de que producto (como muchos seres humanos) del mestizaje y se le nota en su música.

Y ¿Qué mejor forma de conocer la obra de este autor que con un disco que recopila sus grandes canciones? Para el año 2000, hace ya bastante tiempo, este artista sacó un disco doble al mercado. Pero si bien da un poco de mala espina el hecho que el orden de aparición de las canciones fue puesto por el sello disquero y que una de las canciones por la cual lo recuerdo bastante fue un single promocional, ciertamente, da algo de mala espina; después de unos minutos las dudas se despejan.

Si bien debo admitir que tengo una notoria debilidad por los discos que recopilan los grandes éxitos de una banda y en el presente caso, un artista, mantengo la postura que es la mejor forma de conocer la carrera musical de ese exponente. Aquí de verdad que creo es uno de esos discos que me gustaría tener entre mi colección, así sea un disco doble; pero considero que don Lenny va a estar con nosotros un buen rato más. A pesar de que ha pasado bastante tiempo desde mis días en el bachillerato, cuando colocaba MTV o la emisora de radio llamada la Mega y entre las bandas que aparecían, estaba este señor.

A partir del presente artículo

Las presentes líneas son extrañas, ya que a partir de aquí (el noveno artículo de la nueva línea editorial) quiero dejar de lado numerar los artículos ya que me voy a hacer un enredo llevar un orden; pero a raíz de algunos hechos acontecidos en mi casa, salieron estas líneas. Así que el presente mar de letras  trataré de alejarlo lo más posible del tema político.

No hace mucho le di santa sepultura a unos certificados que me dieron en la categoría “Blog del año y usuario más serio” ya que no solo la asociación civil “sin fines de lucro” que me  entregó tales reconocimientos tiene ya años en una tumba; sino que ya su vida útil pasó, así de simple. Dudo mucho que esa mentada organización vaya a salir de tumba. Aunque no dejo de preguntarme que hubiese pasado si días antes de esa ceremonia yo hubiese declinado recibir esos certificados, aunque dada la situación y mi aversión a esa gente, esa medida no formaba parte de los planes; aunque debo agregar, que esos certificados me los gané gracias a la votación   de muchas personas.

En lo personal, considero que si tenemos razón para quejarnos de esos eventos “disque” culturales patrocinados por el gobierno de turno. No es para menos, ya que esos eventos se financias con nuestro dinero, si ese dinero que usan para financiarlos sale de nuestros bolsillos. Y no voy a apelar por la frase “tienen que ser de calidad”; no, simplemente si se tomaran la molestia en preguntarme deseo que ese dinero que sale de mis cuentas bancarias por concepto de impuesto al valor agregado lo vayan a usar para financiar el circo romano del mentado “rock pesado nacional” o para pagarle el sueldo a cualquier policía (esos que en días recientes salen a reprimir y hasta matar), simplemente no pago nada. Honestamente, prefiero donar ese dinero a los hospitales públicos o a mi querida alma mater.

Si bien es cierto que en este momento no podemos reclamarle a esos que antes eran revolucionarios pero ahora quieren un cambio a una economía más libre y con un gobierno reducido, no dejo de plantearme la pregunta ¿Acaso no escuchaban nuestras advertencias? Incluso de alguien que comulgaba con las ideas de Keynes; las cuales tienen más en común con la socialdemocracia que con la noción de mantener alejado de mis bolsillos. Noción que antes, les causaba una mezcla de risas y molestia es ahora que la abrazan, viendo ya el abismo en la que está metida la cuna de libertadores.  Y debo agregar, que seguramente su estilo de vida (mucha veces burgués) se ha visto recortado o quizás ya no pueden hacer lo que hace unos años atrás podían hacer. De hecho, todos los venezolanos hemos visto como nuestra vida y rutina ha estado siendo recortada.

See Your Space Cowboy

Sobre una profesora y la caja boba.

Hace ya tiempo, cuando comencé el bachillerato (en concreto el primer año) tuve una singular profesora de la materia llamada castellano. Sus clases siempre fueron muy diferentes, aunque voy a recordar una frase que dijo que se sentía orgullosa de los canales de televisión de la cuna de libertadores.

Ha pasado mucho tiempo desde esos días hasta la actualidad, de hecho por un lado uno de los canales de los que se sentía orgullosa esa profesora está fuera del aire y creo que con esto de la hegemonía comunicacional revolucionaria (y otra redundancias) y que todos esos canales tienen una misma línea editorial, es decir dan el mismo rancio mensaje. Pero ahora me pregunto ¿Esa profesora mantendrá ese orgullo por los canales criollos?

Dudo mucho que la pueda volver a ver a esa profesora para hacerle esta pregunta; pero me atrevo a decir que posiblemente su opinión pudo haber cambiado. Y creo que, hasta la postura política que tenía pudo haber cambiado también.

Aunque también existe la posibilidad de que la mantenga, al menos su opinión sobre la programación de la caja boba criolla.

Puedo entender que viendo hacia atrás, esta profesora y quizás muchos venezolanos se puedan sentir orgullo por lo que veían en la caja boba. Posiblemente con esto de los lentes de la nostalgia ayudando a ese sentimiento; quizás si hubo algo medianamente rescatable en aquellos días en la programación, algo más que esa constante llamada telenovelas.

Los ofidios arriba mencionados han estado de forma constante y todo indica que allí estarán presentes por un buen rato; por mucho que se haya escrito que los famosos “dramáticos” venezolanos se encuentren en peligro de extinción. Si hasta el comandante sideral declaró que vio unas cuantas, como todos los venezolanos.

Aunque, no creo que sentir orgullo por el mediocre trabajo que siempre ha hecho las canales criollos es ciertamente algo que se debe cuestionar. Digo, sus “mejores días”

 

 

CERO EN PROGRESISMO

Blog de Exprogre

Instituto Mises Cuba

Economy and Freedom: Tu ne cede malis, sed contra audentior ito.

Fernando Díaz Villanueva

Política | Economía | Historia

El Criticón

Opinión de cine y música

Neuronaliberal

«El estado es la gran ficción por la cual todo el mundo busca vivir a costa de todos los demás.»

Blog de Jack Moreno

Un blog de Joaquín Moreno sobre recursos, literatura y ciencia ficción

Series Ciencia Ficción

Ciencia Ficción, Fantasía y Terror en TV

El liberal escandalizado

Escritos indignados y otras cosas

Punto de Vista Economico

"There is only one difference between a bad economist and a good one: the bad economist confines himself to the visible effect; the good economist takes into account both the effect that can be seen and those effects that must be foreseen." Frederic Bastiat

Death Detective Blog

Una pequeña cueva de reunión friki

Tomos y Grapas

Tu sitio de Cómics!

Caribe Libertario

La voz de la Libertad, desde el Caribe para el Mundo

Comic Play

Hablamos de tus intereses sin censura

Tomos y Grapas

Tu programa de Cómics

El Blog de Martín |x|

Notas, lecturas, apuntes e intereses...

TERRALBA

Inspiration, comics, art

Logos Podcast

Pensamientos, Cyberpunk y Tecnología.

El Mundo de Shiku

THE WordPress.com weblog

Don Charisma

because anything is possible with Charisma

ComicCriticon

ComicCriticon es un Blog de criticas y valoraciones sobre cómic y manga

Historias Siniestras

Escritores, Cuentos y Poemas Macabros

David Gaughran

Let's Get Digital

Vegeta Rukawa's Corner

Un blog sobre... no sé, lo que se me ocurra escribir ^^

Western Corner

Dos Pistoleros, un blog y muchas opiniones

Komic's Custodies Klub's Weblog

Viaja entre Universos

Todo y nada

Welcome to my world

Bloguionistas

La voz de los guionistas en castellano

The pfff blog

Nuestra misión en la tierra es descubrir nuestro propio camino. Nunca seremos felices si vivimos un tipo de vida ideado por otra persona.