Carta abierta a una camarada revolucionaria radical española.

Querida camarada:

Seguramente ya ni me recuerdas, pero yo sí. Posiblemente todo hombre blanco heterosexual capitalista merece la muerte o ser enviado a un Gulag, pero ¿Qué pasa con un hombre mestizo latinoamericano que es capitalista? Creo que eso fue lo que te dio corto circuito cuando tuvimos nuestro primer cruce de palabras. Pero bueno, de seguro ese hecho ya es cosa del pasado para ti y si bien dudo que vayas a leer estas líneas, igual te las escribo.

¿Cómo un latinoamericano puede ser capitalista? Simple, quiere algo mejor en la vida, algo que se aleje de las famosas ayudas sociales de un gobierno, sea cual sea, en la búsqueda de su bienestar ayudando a su prójimo. No es algo complicado de entender, si en mis días como partidario de Keynes lo tenía claro, ahora como liberal-libertario me es más evidente.

Yo te pregunto, si el estado es una institución fastidiosa tal como lo expuso Marx ¿Cómo es eso de usarla para derrocar a la burguesía usando su mismo títere apelando por la “lógica proletaria”? que yo recuerde, la lógica es igual para cada ser humano en el planeta, sin distinción alguna de la clase social.

Ahora bien,  en ese momento recuerdo que defendías al gobierno del fiambre cósmico y aseguro que te sentías identificada con ese show man devenido en político, pero seguramente ahora dices que lo que hay en Venezuela no es verdadero socialismo;  creo que no estas clara, camarada. De hecho el socialismo en Venezuela tiene rato llevándose a cabo y con el fiambre sideral la receta se ha estado implementado de forma textual, te guste o no verlo así. Y comienzo con lo siguiente ¿Cómo puedes sentirte identificada con un cambio social que te agarra un poco lejos? Si bien es cierto que Venezuela y España comparten mucho culturalmente hablando, somos sociedades diferentes ¿No será que caíste en una trampa solo con escuchar los típicos gritos de anti-imperialismo, anti-guerra y pueblo? No quiero poner en tela de juicio tu formación académica, a diferencia de como tú lo hiciste en su momento, ¿Sabes en dónde queda Venezuela en un mapa?

Posteriormente, puedes leer mucho a Chomsky y a Michael Moore por su postura anti-capitalista, pero cuando consumes sus obras, le estas pagando dinero. Continuando ese círculo vicioso, en donde se identifican dos tipos de “progresistas”, el que lee a Marx con fervor y cree sus ideas cual dogma incuestionable y los que se lucran a costa de los primeros. De hecho, los discos de ska-punk anti sistema, las biografías del Che y los barbudos de Sierra Maestra no te los donan, por muy baratos que los consigas sigues contribuyendo a mantener el sistema que tanto odias.

Y te pregunto ¿Cómo un hombre casado con una Baronesa puede entender los padecimientos de la clase obrera? Marx estaba tan comprometido con los pobres que los multiplicaba, sino pregúntale a su chica de servicio o a su buen amigo que era dueño de empresas textiles. Es que, si te soy honesto, las revoluciones deben hacerse con la tripa llena y de eso saben mucho tus ídolos, por mucho que lo niegues, los revolucionarios españoles no comprendían el padecer de los obreros, el Che y Fidel eran de la clase media, esa que tanto odias y cuando tus ideas se deben imponer a la fuerza, usando la coacción pues de verdad hay algo malo en ella.

La planificación central de la economía, una de las etapas del socialismo, conlleva a un gasto público desmedido y a una recaudación de impuestos agresiva y eso, simplemente, no hace mejorar la vida del “pueblo”, de hecho todo lo contrario. Creo que el mejor ejemplo actual de eso es ese país con el cual te identificas tanto con su revolución, alegando que hay guerras imaginarias en contra de una nación pequeña para justificar la pésima administración de los recursos así como los resultados de las expropiaciones y demás medidas. Aparte de eso ¿Acaso esas ideas no estaban enfocadas en destruir las clases sociales? Y ¿Cómo es que terminó manteniendo las diferencias entre los que gobiernan y los gobernados?

Digo, yo no gozo de los mismos privilegios de la clase dirigente venezolana ni siquiera de los hijos o familiares de los mismos. De hecho, cada vez que salgo de mi casa es un riesgo enorme que corro. No vaya a ser que la inseguridad, esa medida de control social del gobierno venezolano, me convierta en otra estadística de hurto o de difunto. Y todo el asunto de la repartición a partes iguales de la riqueza me lo tomo como lo que es, un chiste; ya que nunca se ha cumplido y no me soluciona de fondo los problemas, esos problemas de burguesía que tanto anhelo tener, como un auto propio, un departamento propio y miles de proletarios a explotar en una fábrica. Así que me queda explotarme a mí mismo como profesional, ya que trabajo por mi cuenta y el dinero que hago con esa explotación, a duras penas me alcanza para algo.

No sé, debe sentirse extraño ver fallar al nuevo timonel del socialismo para luego salir con el cuento de que no era verdadero socialismo. Claro, todos apoyaban al fiambre cósmico cuando la cotización del barril del petróleo estaba en los cien dólares; ahora que ese precio está bajo y que se murió ¿Ahora a quien apoyaras? Dudo mucho que a sucesor, ya que de seguro lo tildas de traidor del legado. Cuando todo lo contrario, lo está siguiendo al pie de la letra. De hecho la promesa de terminar con la programación basura de la caja idiota creó un problema mayor, lejos de empoderar al “pueblo” lo que creó fue una serie de seres que dependen de una beca, la cual tiene tiempo sin recibir y el problema de un pueblo inculto sigue presente, ya que el regueton sigue siendo un género musical que arrasa por estos rumbos y el tema de la violencia está más que presente, ahora quieren lograr sus fines por las armas en caso de que no se les dé por vías más civilizadas.  Además que el fiambre sideral llegó a la palestra política por un golpe de estado, uno que fue un fracaso y que dejó un reguero de sangre que aun hoy causa problemas.

Me despido camarada, pero no sin antes recordarte que Chávez está muerto al igual que Fidel Castro y que allá donde no pasa la cooperación voluntaria y el comercio solo pasan las balas, así como el hecho que fue el comercio lo que nos llevó a estar civilizados, ya que lo que tus ideas proponen es el desastre asegurado.

 

See Your Space Cowboy

Anuncios

Un extraño intento de artículo.

Originalmente, tenía ganas de hacer otra artículo de los extensos en la sección de la tribuna del amargado, pero en vista de que otros temas serios han estado ocurriendo y justamente, durante mi preparación para una charla que daré (que la veo como una gran cosa) pues decidí que era momento de usar los dedos en otro asunto, quizás uno de mayor provecho.  No es para menos, creo que la charla que daré tiene mucho que ver con la situación que vive la cuna de libertadores. Sí, creo que lo mejor será dejar para otro día esto de dedicarle unas cuantas líneas adicionales al mundo friki nacional, lo único que realmente lamento es que después del anuncio de la resurrección de la convención insuperable, las cosas como que se pagaron al punto de regresar a la era de hielo, situación que me está poniendo a considerar todo el asunto de la llegada de la mentada “paz” entre los “organizadores” de estos mercadillos.

No es para menos, nos están asesinando y quizás a algo a lo que muchos han estado hablando que era el mayor punto positivo de la cuna de libertadores, su juventud. Quizás, todo el asunto de la diáspora así como la represión le han estado minando esto; podemos decir que no todos los jóvenes están en las protestas, de hecho yo soy uno de ellos ¿Cuáles son mis razones para no salir a protestar? Quizás por el hecho de que no me gusta mucho esto de estar en grandes concentraciones de personas, aunque no negaré que haya participado en una que otra.  Han sido experiencias que me ha tocado vivir, unas con mejores resultados que otros, aunque no voy a olvidar una breve participación en un cabildo que tuve, donde una persona se sintió identificada por mis ideas y aplaudió; digo, no seré el mejor orador del mundo, pero que algo tan abstracto como la defensa de la propiedad privada llegó a una persona, es todo un orgullo para mí; aunque creo que ya cumplí mi sueño, caminar la larga autopista que une la ciudad de Valencia con Maracay.

Pero por mucho que hablemos de que hay unos que no salen a protestar pero que son capaces de arriesgar todo para ir a una discoteca, que muchos de los que son pobres no tienen para comer pero que todos los fines de semana están empinando el codo.  Pero el problema de fondo sigue ahí, ya que la juventud que queda dentro de la nación;  tenemos una mezcla de síndromes psicológicos bien serios. Una mezcla entre el síndrome de Estocolmo, con gotas de claustrofobia que, seguramente, va a ser la delicia de muchos psicólogos de aquí en el futuro; ya tenemos un tema que dará para rato, quizás en segundo plano, personalmente creo que ese y el tema de la conversión de muchos seguidores del actual gobierno a unas ideas menos recalcitrantes. Como pasó en una de las partes más oscuras de ese singular libro llamado La Rebelión en la Granja, los cachorros de una perrita se convierten en la guardia de honor de la porcina presidencia; aunque, posiblemente, es lo que está sucediendo en la actualidad y no nos queremos dar cuenta.

Ahora bien, pueden saltar unos y preguntarme ¿Cómo puedo escribir sobre la mutilación de la juventud si (seguramente) las estadísticas sobre el embarazo adolescente sigue siendo un asunto grave?  Creo que debemos analizar una cosa ¿Qué formación tiene esas madres? Pero más importante ¿Qué futuro le espera a esos muchachos? No quiero pensar, en caso que la pesadilla no termine, se conviertan en los represores de sus contemporáneos; aunque, en los últimos días algo de optimismo he estado sintiendo, he estado pensando un poco en el futuro, quizás esta situación está sirviendo de escarmiento, uno que merecíamos.

Creo que ya hemos visto a lo que llevan los ideales de los barbudos guerrilleros de Cuba así como sus antecesores, los bolcheviques y aún con todo esto ¿Todavía hay gente que cree que los ideales de estas personas deben imponerse a la fuerza? Digo, si son tan buenos, no deberían ameritar el uso de la fuerza y la coerción. Y no dejo de preguntarme ¿Cuándo comenzaran a hablar de las víctimas del gran salto adelante en la China, en Ucrania y más recientemente en Venezuela? ¿Dónde quedaron las nociones de igualdad de la que tanto hablar o del comprender los padecimientos de la familia obrera cuando nunca han pasado esos malos ratos? O ¿Lo que sucede en la cuna de libertadores no es el verdadero socialismo? Pero bueno, es mejor que vayan ocultando todo lo referente a esas palabras de adulación que dieron al comediante sideral, ahora que ya no está, pues el desastre que muchos estaban hablando se hizo una amarga realidad. Y no precisamente para esas personas que se dicen bolivarianas que no están dentro de la cuna de libertadores.

Ese cuento ya debería darle un cambio, ya que todos apoyan al caballo socialista que siempre empieza como ganador pero cuando se le acaba el impulso (el malvado dinero) o si nos vamos a días actuales, la chequera petrolera venezolana ya no anda por ahí haciendo de las suyas. Pero bueno,  estos asaltadores de caminos poco a poco se le van acabando las personas que en días anteriores se rompían la ropa por Chávez, como cosa rara, ahora con el sucesor comienzan a ver que la cosa ya no anda bien. Ya son ochenta días de protestas, ciertamente no es algo sencillo y que mucho menos se dice fácil, pero estamos apostando mucho y me gustaría vender la idea que no es algo que no debemos perder. Y ahora ¿Qué deben estar diciendo estas personas que defienden este cuento chino? Creo que ya las cosas no pueden ocultarse más, de hecho siempre lo fue, pero la arremetida ha sido creciendo y no precisamente para bien, se hace evidente también que el miedo se fue de la casa y le dio paso a la desesperación, quizás no sea un buen cambio, pero puede servir como punto de partida para algo mejor.

 

See Your Space Cowboy