Finalizando con: Kimagure Orange Road 16

Aunque estamos muy cerca de la recta final de la serie, ya casi dos números, parece que al autor principal de la obra le dio por mejorar bastante. Más allá del apartado del dibujo en el cual no voy a negar el hecho que el autor aquí es uno en donde siempre ha tenido una mejora o por lo menos ha sabido mantener un buen nivel en este apartado. Eso sí, el autor no ha descuidado esto de meterse de una u otra forma dentro de su obra, algo curioso dentro del medio.

Pero también que mencionar el hecho que el guión en esta oportunidad si ha dado unas mejoras destacables y quiero creer que, considerando el hecho que estamos hablando de que estamos a nada de darle cierre, hay también mejores chistes y mejor uso del drama. Sin desperdicio alguno son los episodios conectados de la serie dedicado al cantante pop (conocidos como Idol) y todo lo que trajo, así como el asunto del viaje en el tiempo, ciertamente puntos muy altos en la serie que pudieran haberse puesto e otros tomos y si bien no hubieran tenido el mismo impacto, es aquí donde los protagonistas tienen un poco más de madurez en donde funcionan.

Aunque quiero aprovechar estas líneas generales para comentar que posiblemente sean en los dos números que quedan, el autor puede apresurarse en darle fin a ciertas tramas secundarias que necesitan ser atendidas y honestamente, no pienso ponerme tan quisquilloso con el tema de cómo les dio cierre. Quizás por el hecho del género en el cual está metida la serie y siendo una de esas obras que parece que su fama y aprecio es bien merecida, creo que le ayudó mucho su versión animada.

See Your Space Cowboy

¿Qué pasó en mi ausencia?

Después de octubre  no estuve presente en el blog, ciertamente había mucho que contar y creo que me toca hacer un resumen de esos hechos, a pesar de que es un ejercicio el cual no me agradará mucho ya que es tocar ciertos temas que no me gustaría volver a pensar en ellos; pero como cosa rara, las visitas aumentaron en mi ausencia y lo que no me tomó por sorpresa fue el hecho que mis compañeros de labores no aparecieron.

Comienzo con el apartado friki, el más ligero de todos, es el hecho que por un lado el 2019 parecía que me iba a reunir con unos viejos conocidos del mencionado mundillo, ya que la situación del país nos obligó a comunicarnos. Había pasado mucho tiempo o quizás mucha agua debajo de esos puentes, a uno de ellos consideré el hecho que no le volvería a hablar considerando algunas cosas que pasaron. Al momento en que posiblemente estas líneas vayan a ver la luz, la mentada reunión aún no se ha llevado a cabo.

El 2019 se llevó algo más que los saraos regionales, así como muchos de los responsables de los mismos. Parece que la nueva etapa del mencionado quiere empezar en serio y tratando de enmendar el asunto de quitarse pesos de encima, a pesar a muchos cuantos de reducir el número de mercadillos en los cuales se reúnen con otros iguales; ciertamente, esta nueva etapa llega en un momento en el cual el mundo real quiere pegarle mucho más fuerte al mundillo y en esta oportunidad con una de las pocas cosas que se pensaban que iban a seguir, los mal llamados eventos.

En el apartado laboral y personal, estuve laborando por nueve meses en una empresa en la cual y como cosa rara, pues después de unos seis meses dentro de la misma estaba ya con ganas de irme y sin regresar; cuando ese momento llegó, lejos de verme abrumado por la tristeza, fue algo totalmente diferente, ya que quería irme y más considerando el hecho que estaba llegando a mi casa con dolores de espalda y haciendo labores muy poco relacionadas con las labores de un asistente administrativo en una empresa dedicada a la crianza de pollos.

Llegó diciembre y estuve buscando empleo, pero pasar ese mes sin empleo y buscando algo que hacer ya sea como empleado de algún lado, incluso llegando al punto de hacer otras actividades relacionadas con el hecho de tratar de mantener la poca cordura en un país como lo es Venezuela.  Nuevamente tuve que decirles adiós a unos amigos, aunque se encuentran decepcionados del país al que emigraron, pero también estamos hablando de la región llamada Latinoamérica, no hay nada estable en esta cosa, así de simple. 

En el apartado político, pues tampoco hay mucho que decir. Ciertamente todo el tema del presidente interino, una mal llamada república que tiene dos presidentes y los dos se creen que son el oficial, también se ha estado hablando del tema que todo se resuelve con un circo electoral en la cuna de libertadores y que comenzaron a salir los trapos sucios del mentado gobierno interino. Uno que parece que no se ha querido comportar como lo hizo su homólogo en las tierras de Bolivia.

Pero me debato entre mantener un poco de optimismo  para el año 2020, ya que el 2019 me demostró que no están las condicionadas para tal cosa. Ya que parece con la aparición de oposiciones hechas a las medidas del gobierno, así como el hecho que dudo mucho el hecho que vaya a aumentar el número de comentarios que tengo en esta cosa, ya que la que me importa es la relacionada con los visitantes.

Small Review. Beyond the door

I want to start a new section in this part of my blog, I want to write reviews of some short stories I read during the hour of after I ate in the office. And what a better way to start this new idea with a short story of Philip K Dick, the same person who wrote Do androids dream with electric sheep. And I have to add one more thing, I really like this story, so much I may do another review of this one sooner or later. Honestly, I don’t know if I am going to be working in that office, while I am writing this thing, is Sunday and I need something to do and think in other things.

Published a long time ago, in the year of 1954, in Fantasy universe magazine, I dare to say this is one of the many “first” works of the author and this is the first encounter with a bizarre style or genre called low fantasy, a genre where some magical events run back in a world very similar to our world; in this side of the Bravo river called magical realism, but I don’t think that category may be precise.  And cutting this entire world this story it is about a cuckoo clock and a married couple.

Larry buys a cuckoo clock to Doris, like I said before, one like the mother of her has, the husband make clear the fact he bought the clock in a wholesale and ruin the happy moment. Doris start to talk to the cuckoo clock and she thinks that clock like her and the clock doesn’t like her husband and Larry doesn’t like that and the cuckoo clock makes him angry. And his anger makes him attack his wife and the neighbor, but something else happened according to the doctor and no matter the judge has to say about this accident.

See Your Space Cowboy

Finalizan con: Incorruptible del 19 al 21

Siguiendo con la serie, estos números se apostó por una serie de cambios, comenzando por el dibujo el cual hace al asunto un tanto más dinámico en el apartado del lenguaje corporal de los personajes. En el apartado del guión se suben las apuestas a niveles bien altos, algo que pondría a sudar a las grandes sagas de las casas editoriales ya conocidas.

Si hay una parte de estos números, es la ruptura que se da entre nuestro querido amigo buscando redención y su mentor, siendo algo que si bien se resolvió en pocos cuadros, creo que plantea una trama secundaria sumamente interesante y contando con el hecho que hay mucho de fondo y más considerando el hecho que algunas malas acciones de Max le siguieron la pista al momento en que estamos ahora.

Pero creo que una reseña breve sobre lo intenso que fue todo durante estos números no es algo que sirva de precedente o para hacerle justicia a lo que pasó por aquí, considerando además que debo hacer reseñas, haré mi mejor esfuerzo para hacer una reseña digna.

Y es que no bastaba con ese benefactor que resultó ser un villano que estaba haciendo una labor muy cuestionable por debajo de la mesa, es que parece que el nuevo jugador que ha llegado a la mesa, el regreso de la vieja compañera de nuestro criminal criminal buscando el perdón y hasta su propio proyecto personal lejos de esos malos ratos son sólo la antesala a lo que se viene y es algo que se plantea que será por todo lo alto.

Son por detalles como estos por los que me agrada mucho el género de los héroes en mallas, así como es una demostración de lo que es capaz de hacer el guionista y que su fama es bien merecida. Aunque también hay que resaltar el hecho que está jugando con sus propias reglas, algo que limitan mucho en las casas editoriales famosas.

Y ¿Qué pasó con el cese de la usurpación?

Al momento en que escribo estas líneas no me encuentro muy optimista con respecto al futuro de la cuna de libertadores y creo que se pone nuevamente en jaque el ya mencionado, aunque el descontento con el conocido como el presidente interino  es bastante notorio en la sociedad y que parece que el mantra que lo hizo popular, pues parece que parece un chiste de mal gusto para unos cuantos. Ya que el asunto de la usurpación aún no ha llegado a su final y parece más bien que lo que desea es otro asunto.

Pero ¿Ha tenido la oportunidad para hacerlo? Parece que la historia dice sí, aunque creo que parece que, tratando de ser no tan duro con el señor en cuestión, es el hecho que su propia gente son los que le han puesto freno a todo ese asunto que le da título a estas líneas. Al menos, para algunos optimistas eso podría ser lo que pueda estar sucediendo y por ende esa ramificación de la mal llamada oposición es la que se encuentra dando de qué hablar.

En lo personal, creo que (posiblemente sea un deje de pesimismo el que se encuentra detrás de estos comentarios) es el hecho que entre socialistas tratan de tolerarse, ya que si hay un país con muchos partidos políticos en el organismo llamado Internacional Socialista, es la cuna de libertadores. Aunque si bien es cierto que la pelea contra la banda de forajidos es una que se le puede considerar que es una a largo plazo, la secuela que deja la revolución en el país va a ser una que no va a ser fácil de superar.

Pero ¿esta situación es reversible y que el presidente encargado aún puede darle un susto a los criminales? Puede que sea afirmativo eso, pero creo que si la intención del mencionado es la de limpiar su nombre, considerando que su movida electoral no es la más inteligente ya que si bien es ahora que se está llevando a cabo la renovación del mentado poder electoral. Aunque, yo no pienso ir a votar, ya que ciertos personajes de la mentada oficina pública no me generan mucha confianza que se diga y seguramente veremos la sombra de ese personaje haciendo de las suyas en algún momento. Y conociendo, como conocemos a los políticos criollos, es muy posible que eso sea una verdad plausible.

Pero ¿con la caída de cierto pollo puede ponerse en contra las cuerdas nuevamente a los bandoleros? La verdad, si el pollo comienza a cantar plenamente y a todo pulmón es muy posible que la agenda del presidente encargado deba considerar un cambio bastante brusco; ya que, me toca ser reiterativo, el problema de la cuna de libertadores no se va a cambiar con unas elecciones, sean presidenciales o de cualquier otro cargo público. Ciertamente, la salida de quien porta la banda presidencial (de manera cuestionable) podría ser la chispa que arranque todo el cambio necesario, dudo mucho que con marchas se pueda lograr eso.